Home / Emprende / Ideas para emprender a los 50

Ideas para emprender a los 50

Emprender a los 50, ¿por qué no? Cuando hablamos de emprender, solemos pensar en jóvenes que no encuentran hueco en el mercado laboral. Pero cada vez son más quienes deciden emprender en plena madurez. Por eso, vamos a repasar algunas cifras sobre el desempleo, además de hacer una lista de consejos para emprender a esta edad.

emprender a los 50

Últimos datos de la Encuesta de Población Activa

Según los últimos datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) del IV Trimestre de 2016, en España hay 4.237.800 de parados, situándose la tasa de paro en el 18,63% de un total de población activa de 22.745.900 personas.

Además, si nos centramos en el desempleo a partir de los 50 años, vemos que hay más de un millón de personas desempleadas de más de 50 años: 1.044.200. Podemos ver las diferencias por tramos de edad en esta tabla:

PARADOS TOTAL Hombres Mujeres
50 – 54 años 470.300 226.400 243.900
55 – 59 años 382.500 208.600 173.900
60 – 64 años 184.800 103.500 81.400
65 – 69 años 5.400 2.600 2.800
70 y + 1.200 600 600

En esta franja no hay tanta diferencia por sexos con respecto a franjas de edad menores. Sin embargo, se hace patente la dificultad para encontrar empleo a partir de cierta edad. Por ello, aún más que en otra edad, emprender a los 50 es más que una opción.

¿Por qué emprender a los 50?

Sin duda uno de los motivos principales para emprender a los 50 es la experiencia que ya se ha acumulado a través de los años. Además, no hay que perder de vista que con la actual esperanza de vida en los países desarrollados, una persona de 50 años es joven para el mercado laboral, aunque haya empresarios que pretendan hacerte creer lo contrario.

Por otra parte, las personas que deciden emprender después de los 50 tienen mayores garantías de éxito. Así lo afirma, un artículo de la revista Harvard Business Review, se dice que los emprendedores de más de 50 años tienen éxito en el doble de casos que los menores de 25, que parece que es la edad de salida de los emprendedores.

Además, a esa edad probablemente tengas más facilidades para obtener financiación para tu proyecto que personas más jóvenes. Puede que tengas ahorros. O tal vez puedas contar con una indemnización o la capitalización del paro para emprender. Sea como sea, es más fácil contar con los medios económicos necesarios a los 50 años que a los 20 o 30.

A esa edad, si tienes hijos ya son mayores y las cargas familiares son menores, por lo que no tendrás tanta presión económica. Y si piensas en la jubilación, puede que lleves muchos años cotizados pero no los suficientes para tener derecho a pensión. Por ello, el emprendimiento es una gran opción, además de que tienes más subvenciones a las que puedes acogerte a partir de esa edad.

emprender a los 50

Consejos para Emprender a los 50

Tomamos como modelo los cinco consejos de Mola.com, Incubadora y Aceleradora de negocios de internet:

1. Aprovecha la oportunidad para hacer lo que realmente te hace feliz: A veces nos dejamos llevar por la inercia, las obligaciones familiares y financieras y mantenemos empleos que no nos hacen felices o quizás existan otros empleos que nos pudieran hacer más felices. Por ello, cuando se pierde un trabajo a los 50 años o simplemente una persona quiere emprender un negocio por cuenta propia, tiene la oportunidad de volver a empezar y cumplir su sueño.

2. Encuentra un punto de equilibrio entre las demandas del proyecto y tu nivel de energía: Un trabajo que requiera dedicar muchísimas horas al día o esfuerzos físicos puede que no sea el más idóneo. No es que seas demasiado mayor para llevarlo a cabo, sino que estás menos dispuesto al sacrificio energético que ya has demostrado durante tantos años. Es importante ser honesto, sincero con uno mismo, para evitar desmotivarnos con las nuevas responsabilidades.

3. Rodéate de gente joven y optimista y escúchalos: Aunque no siempre la gente joven es la más preparada, rodearte de los jóvenes más optimistas te ayudará a recuperar tu espíritu más jovial, tu punto de rebeldía y anticonformismo, que muchas veces son necesarios para enfrentar los prejuicios y miedos que se van adquiriendo con las responsabilidades de la edad.

Un buen punto de encuentro pueden ser los centros de coworking donde se puede establecer una relación de sinergia entre los jóvenes y los menos jóvenes, los primeros aportando la energía adicional, la frescura y rebeldía, aparte de apoyar con las nuevas tecnologías; los veteranos ayudando en la seguridad y congruencia en la toma de decisiones, la experiencia y solidez de años de trabajos varios y una parte muy importante, la seriedad que transmite confianza.

4. Saca partido de tu edad: Los empresarios de edad con toda probabilidad tienen una historia profesional más larga, así como mayor experiencia crediticia para obtener los préstamos para empezar. La edad es por tanto un valor positivo.

5. Compensa tus carencias con un partner: Si tu negocio necesita de tecnología u otras disciplinas que no sabes manejar o no te interesan (marketing online, informática avanzada, entre otros) estudia la posibilidad de asociarte con algún experto que pueda suplir tus carencias para sumar al negocio.

Sabemos que los inicios son duros, pero en Factoo estamos para ayudarte. ¡Ánimo!

Comentarios de Facebook

Check Also

jornadas de puertas abiertas

Factoo celebra sus primeras jornadas de puertas abiertas

¡Bienvenido octubre! ¡Ya estamos en otoño! Pero en Factoo nos despedimos del verano y de …